sábado, 22 de octubre de 2011

El restaurante de Bon Jovi

Se trata de Soul Kitchen, un espacio que busca ser una alternativa saludable a la comida rápida para familias con bajos ingresos.

Jon Bon Jovi es conocido mundialmente por ser una estrella de rock. Pero es mucho más que eso. El cantante es también un empresario y un filántropo, tal como demuestra su última iniciativa: un restaurante solidario que se plantea como alternativa a la comida rápida. Con este nuevo proyecto, el músico ha hecho una vez más gala de su solidaridad ya que en este espacio, cada comensal paga lo que considera apropiado por su plato.
Soul Kitchen fue el nombre elegido para el restaurante, que se encuentra en Nueva Jersey. Su público objetivo son aquellos a los que no les alcanza el dinero para permitirse un menú equilibrado.
Jon Bon Jovi quiere implantar la filosofía del "pay what you can", es decir, paga lo que puedas.
Según publica el medio español El Mundo, el proyecto en sí no es innovador ya que el equipo del rockero lleva ya dos años sirviendo menús económicos. Pero lo que sí es nuevo es la ubicación del local: un antiguo garaje.
Los clientes tendrán dos formas de pagar, o bien dan la cantidad económica que puedan o prestan un servicio voluntario a la comunidad equivalente a la factura.
"Es el negocio con más proyección y futuro de esta ciudad", explicó Jon Bon Jovi. Y aclaró que no se trata de un local de beneficiencia, puesto que los menús están diseñados para ser atractivos y saludables.
"Ha llegado la hora de que pongamos en marcha restaurantes como éste", dijo el cantante refiriéndose a la crisis económica que actualmente ha provocado que "uno de cada cinco hogares (de EE.UU.) esté viviendo en el umbral de la pobreza o por debajo del mismo".
Que "uno de cada seis estadounidenses" no tenga "un plato de comida en su mesa" es demasiado para Jon Bon Jovi, quien defiende la idea del "trabajo comunitario realizado por y para la comunidad".
En la apertura del local se pudo ver a la estrella de rock muy activa trabajando y limpiando. Sin embargo, él se encargó de aclarar que se mantendrá lejos del trabajo del chef: "Soy especialista en lavar platos, pero de cocinar... cero".